Insecticidas. ¿Qué son y cuándo deben utilizarse?

A medida que avanzamos hacia los meses más cálidos del verano, algunos jardineros y agricultores comienzan una lucha con insecticida en mano, en contra de cualquier insecto que aparezca.   Pero, ¿sabías que esto podría ser un arma de doble filo para tu cultivo? Así es.

Podrías matar insectos depredadores beneficiosos que, naturalmente, están acabando con esa plaga a la que tanto temes.  Hoy queremos aclararte un poco ese panorama, y para ello te explicaremos qué son los insecticidas y cuándo deben utilizarse. 

¿Qué son los insecticidas?

Los insecticidas, son sustancias que ayudan a los jardineros y, sobre todo, a los agricultores a controlar esos insectos que al comer las plantas y los cultivos, podrían dañarlos o infectarlos con enfermedades.

 

Son más de 10.000 insectos herbívoros con los cuales deben lidiar los cultivos para lograr sobrevivir y prosperar. 

 

Y los insecticidas juegan un papel crucial en esa batalla, aunque también tienen el potencial de alterar los componentes del ecosistema, y por eso es necesario saber cuándo deben utilizarse. 

 

Así que veámoslo a continuación. 

 

¿Cuándo deben utilizarse los insecticidas?

 

Si no quieres perder tiempo y esfuerzo, o cometer el error de destruir a un amigo en lugar de a una plaga, es necesario que sepas cuándo  deben utilizarse los insecticidas. 

 

Y el paso inicial para decidir cuándo utilizarlos, es identificar correctamente al insecto que está causando el daño, y luego determinar si dicho insecto continúa activo o, por el contrario, el daño es antiguo. 

 

En este sentido, el Manejo Integrado de Plagas o IPM, es un enfoque bastante práctico para estos casos. 

 

Y se basa en el monitoreo regular de las poblaciones de plagas, para determinar cuándo es aconsejable actuar. 

 

Lo primero que se intenta, son estrategias de control no tóxicas, y cuando estas fallan, los insecticidas son aplicados de forma selectiva con la menor toxicidad e impacto ambiental. 

 

Cuando se usa un insecticida, es muy importante que antes identifiques al insecto que causa el daño, porque de lo contrario, podrías estar cometiendo un error fatal para la salud de tu cultivo. 

¿Cuándo utilizar un insecticida?

 

  • Cuando tu cultivo enfrenta una infestación de insectos que ya has comprobado que son nocivos. 

 

  • Cuando el problema no se pueda abordar manualmente o con un rocío firme de manguera, se requiere mayor letalidad en forma de insecticida. 

 

  • En esos casos en los que las cucarachas y hormigas pululan en tu cultivo, jardín o incluso en tu hogar.

 

  • En la época adecuada del año. 

 

Es decir, el viento y la lluvia podrían provocar víctimas no deseadas, y es por eso que debes evitar utilizar insecticidas antes de una lluvia, a fin de evitar que los químicos se filtren a través del suelo y fluyan hacia algún arroyo.  

 

  • Un  día nublado y tranquilo, es el mejor momento para abordar a estas criaturas tan nocivas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *